lunes, 16 de septiembre de 2013

La Tasquita - Bar de tapas - Huelva

Tipo de local: Bar de tapas

Lugar: Huelva. Escultora Miss Whitney 41

Servicio: Cena

Usuarios:
 Una pareja

Precio total:
 19€

Experiencia: 

Cuando se trata de salir a tomar unas cañas y cenar algo típico por Huelva, una de las primeras opciones que tengo en cuenta es La Tasquita.

Se trata de un bar con un ambiente andaluz y familiar y una carta bastante amplia con muchos productos de la tierra. El servicio es amable y suelen atender pronto con excepciones.

Al minuto de sentarnos ya teníamos dos cervezas de barril sobre la mesa. Ojeamos la carta, aunque más o menos sabíamos lo que íbamos a pedir. 


He de decir que las sillas en La Tasquita son un tanto incómodas. Están muy integradas con la decoración y ambientación del local, pero seguramente otro modelo de silla también lo estaría y podría resultar más agradable.


La carta es extensa y los precios normales. Si bien también es cierto que hay otros locales de Huelva que tienen una oferta parecida a precios más económicos. En cualquier caso, la calidad de muchos de sus platos hace que merezca la pena.


Enlace permanente de imagen incrustada

Suelen poner aceitunas cuando te sirven la cerveza. Por cualquier razón no ha sido así esta vez! Y no es que yo sea muy fan de las olivas, pero las de la Tasquita son de las pocas que he probado que puedo soportar. 

¡Y pedimos! A pesar de lo extenso de la carta, optamos por los clásicos. Y comenzamos con media ración de coquinas. Muy sabrosas, nada de arena y todas abiertas. Producto fresco con un sabor excelente. Eso sí, un pecado no mojar en esta salsa, y una nota deficiente el hecho de que apenas pongan una minúscula pieza de pan para acompañar las tapas. Pero siempre se puede pedir más, ¿no?

Enlace permanente de imagen incrustada

Seguimos con media ración de puntillitas, que aunque parezca poca cosa, cunde bastante. Muy ricas también y mejor servidas que en otros bares similares.

Enlace permanente de imagen incrustada

El local se va llenando de gente más joven. Llama la atención la heterogeneidad del tipo de cliente. Eso es algo muy positivo para un negocio. Algo que no me gusta de La Tasquita, es que cuando hay algún partido de fútbol "de relevancia" la pantalla de televisión a todo volumen hace que sea imposible comer tranquilo. Especialmente si no eres seguidor de ningún equipo...

Por último pedimos una ración de calamares de campo. Tienen una variante de este plato en la carta, los calamares de campo a "La Tasquita" y que incluyen pimentada y huevo, pero no me convencieron demasiado la vez que los probé. Especialmente porque prefiero la textura crujiente de la verdura rebozada y la pimentada y el huevo la reblandecen.

Enlace permanente de imagen incrustada

¡Podéis ver que la ración es consistente! El plato, igual a una de las vajillas que tengo por casa de la marca Luminarc. ¡La ventaja es que este no tendré que fregarlo yo! 

La verdura está bien de sabor, aunque para concluir, es un plato excesivamente aburrido y acaba empalagando. También es cierto que está demasiado aceitoso. No han secado el exceso de aceite antes de servirlo, o no lo han hecho convenientemente. En cualquier caso, no recomiendo pedir una ración entera para sólo dos personas. Quizá a partir de cuatro.

No nos llama la atención ningún postre, así que pagamos los 19€ a los que asciende la cuenta y nos marchamos hasta la próxima! Una buena experiencia y un bar a descubrir si sois de Huelva y no habéis estado nunca en él.


No hay comentarios: